EL CÍRCULO ÁGORA logo el círculo ágora

Asociación cultural

  • Incrementar el tamaño de la fuente
  • Tamaño de la fuente predeterminado
  • Decrementar el tamaño de la fuente

2012 - El camino de Ágora, mayo 2012

Correo Imprimir PDF
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 

EL CAMINO DE ÁGORA

 

(18 de mayo de 2012)

Os invito a que utilicemos con Ágora la misma mirada crítica y amorosa que empleamos con nosotros mismos cuando, en nuestra andadura personal, nos detenemos a mirar y observar lo que hemos vivido, dejamos lo inútil y apostamos por lo que nos parece valioso y sólido.

En este año 2012, Ágora sigue su camino de hormiga, con mucho crecimiento externo –todo el mundo lo nota– y con un crecimiento interno lento que favorece un cambio profundo.

Estamos lejos ya del Ágora de los principios: mucha gente nos conoce; recibimos a diario muchas peticiones de información de personas interesadas por lo que hacemos, así como propuestas de monitores y colaboración de voluntarios.

La tarea de avanzar en Ágora no es fácil, ya que por definición el lugar que ocupa en nuestras vidas es parcial, efímero, y Ágora está en un cruce de caminos muy variados.

Además, participar de forma activa en un colectivo no es cosa fácil en una época en la que las iniciativas personales no se ven apoyadas y la que las expectativas son que nos lo den todo hecho.

Sin embargo, para muchos de nosotros, el papel que representa Ágora es grande, por las oportunidades que nos brinda y por lo que sacamos de las vivencias que tenemos en los encuentros.

El mensaje que quiero transmitir hoy es que valoremos lo que representa Ágora en nuestro camino personal, y que lo potenciemos en proporción. Tenemos a nuestra disposición un grupo abierto, dinámico, consciente y humano. Tendrá sus virtudes y defectos, pero tiene mucha energía, mucha generosidad, mucho talento, mucho deseo de vivir, mucho cariño; en definitiva, mucho de lo que tenemos cada uno o que deseamos potenciar o compartir.

Así pues, os invito a utilizar más que nunca Ágora como un camino de vida. La expresión "el camino de Ágora" indica bien la manera con la que cada uno puede llegar a participar en Ágora en sintonía con su propio camino personal, nunca egoísta y aislado del otro, siempre amoroso consigo mismo.

Un abrazo grande a todos,

Grégoire